La escalofriante vida de la policía mexicana


La mayoría los juzga de rateros, corruptos, ignorantes y con  una condición tan deplorable que los vuelve incapaces de responder a un llamado de auxilio de la ciudadania pero ¿alguna vez te has puesto a pensar que detrás de cada policía hay un ser humano como tú o como yo, con familia, con sueños, con debilidades, con esperanzas…?



Empecemos por analizar las siguientes condiciones detrás de la vida de estas personas:



5. Jornadas


En México, la mayoría de los policías trabajan jornadas de 24 horas con 1 día de descanso, es decir, trabajan 24 horas sin parar para poder descansar otro, sin embargo, ese tiempo libre difícilmente llega a ser respetado por los supervisores, quienes constantemente les llaman para que acudan a atender emergencias, pues lamentablemente, las corporaciones policiacas no cuentan con elementos suficientes para cubrir todas las necesidades. Esto ha generado tanta controversia, que ya se han presentado diversas iniciativas de ley con el fin de reformar la Ley General del Sistema Nacional de Seguridad Pública y que estas inhumanas jornadas de trabajo sean eliminadas, pues  de acuerdo con diversos estudios, la falta de sueño y el cansancio acumulado provocan severas repercusiones en la salud de la persona, tales como reducir el nivel de atención visual y auditiva, algo que no solo pone en riesgo la salud y vida de ellos, sino también la de todos los ciudadanos quienes se supone, depositamos nuestra seguridad en sus manos… 

4. Salario


A pesar de sus pesados horarios de trabajo y de todo el riesgo que corren día a día en las calles, el sueldo promedio de los oficiales se encuentra en 7600 pesos por catorcena, claro, esto dependiendo el estado en el que se encuentren. Es decir, mientras un policía pone en peligro su vida cada vez que porta el uniforme e incluso después de quitárselo, por todas las represalias que los delincuentes pueden tomar contra ellos, una persona que lava autos en algún estacionamiento gana al rededor de 3 mil pesos por semana trabajando 10 horas por 5 días… 

3. Beneficios y compensaciones


Pero ¿qué pasa si por desgracia un policía llega a fallecer en un enfrentamiento violento o en un accidente mientras se encuentra trabajando? Aunque esto depende del Sistema Municipal de Seguridad Pública de cada ciudad, las viudas reciben solo 50 salarios mínimos cada mes para cubrir todos los gastos escolares hasta que sus hijos cumplan los 18 años o lleguen a la universidad y aunque esto pueda sonar justo para muchos, saca la cuenta, esto seria como 4000 pesos mensuales ¿es que acaso esto vale la vida de un hombre? No conforme con eso, las familias aún tienen que lidiar con un Tribunal de Arbitraje, que se encarga de autorizar el pago de dicha indemnización, misma que puede tardar años en llegar, por lo que las esposas muchas veces tienen que recurrir a diferentes asociaciones civiles en busca de apoyo económico. 

2. Herramientas de trabajo


Desafortunadamente, varias de las ciudades en México se encuentran llenas de patrullas en muy mal estado, razón por la que aunque no lo creas, muchas veces hacen imposible que la policía llegue a tiempo a atender una emergencia o siniestros, algo así como cuando tu auto se queda cuando  vas a la escuela o trabajo … Así mismo y de acuerdo con la entrevista realizada a varios oficiales, mismos de los que por cuestión de seguridad, mantendremos su identidad en anonimato, cada cambio de administración municipal se les informa que recibirán nuevas unidades, sin embargo, lo que no se les dice es que estas están destinadas solo para aquellos uniformados con cargos superiores o bien, para aquellos que tienen amigos o familiares en la política y que por supuesto, reciben trato especial y como si esto no fuera suficiente espera a que también escuches esto: En Varias ciudades se realiza una ceremonia anual en la que el Presidente Municipal les entrega uniformes y chalecos a todos los policías, pero ¿Qué crees? una vez que finaliza el evento, los oficiales deben entregar su equipo con el pretexto de que se les regresarán con sus medidas exactas, algo que es mentira, pues afirman que los nuevos uniformes nunca vuelven a sus manos, por el contrario, ellos deben comprarlos con su propio dinero, llegando a  pagar cerca de $ 4 mil pesos sólo por el pantalón. Una verdadera injusticia…

1. ¿Y Qué hay de tanta corrupción?


De acuerdo con sus propias palabras, una de las razones por la que ellos aceptan haber recurrido a diferentes sobornos es por sus bajos sueldos, el poco apoyo e importancia que reciben por parte del mismo gobierno, pero principalmente por su familia… “Sabemos que nuestra vida esta siempre en peligro, casi todos los días somos amenazados, la gente nos odia, el gobierno no nos apoya, somos como la peste de la sociedad, si alguien nos mata no pasa nada. A lo mejor nos harán una ceremonia o quizá nuestro nombre aparecerá en una nota, pero eso no le va a dar de comer a nuestros hijos, así como tu, nosotros también queremos dejarles un patrimonio o un futuro seguro, si robamos no es para traer un carro del año, sino para asegurar que si algo nos pasa ellos tendrán al menos un techo donde dormir” señaló uno de los policías entrevistados.

Ellos no son lo que nos han hecho creer, ellos son más que una placa, una patrulla o un uniforme, son seres humanos con necesidades, errores, miedos y familia, son personas como tú, personas que sufren injusticias, personas que también desean un futuro mejor.


Recomendados
Recomendados