Este es el secreto para que una relación dure para siempre. NO es el amor, es…


He conocido parejas hermosas, que sienten un amor inmenso, y cuando menos lo esperan la relación llega a su fin. Seguro también te ha pasado. Simplemente iniciamos una relación pensando que con amor todo lo demás será sencillo, pero no es así.

Amar a otra persona va más allá de las mariposas en el estómago, el brillo en los ojos y las ilusiones que ocupan nuestra mente. Para que entiendas mejor esta idea decidí aprovechar este espacio en que amablemente me brindas tu atención, para hablarte de ciertos valores que deben estar presentes en una relación, pues alimentarán el amor y lo harán continuar a pesar de todo. 



Es verdad que algunas culturas nos han hecho crecer con ideas muy marcadas sobre el concepto de pareja y las responsabilidades de cada parte; a eso sumémosle la imagen de amor que nos proyectan los medios de información. Es hermoso pero no es real, y si queremos que nuestra relación continúe debemos ver por encima de todo eso. 



Te lo advierto: habrá ideas que deberás eliminar y cosas que tendrás que re-aprender, pero el resultado hará que todo el esfuerzo valga la pena. 

Las cosas que no deben faltar en una relación son: 

1.- Tiempo a solas


A pesar de las actividades de ambos, no puede faltar el tiempo de calidad. Esos momentos no son sólo para quejarse del trabajo, los niños, la casa y las deudas, sino para reír, disfrutar, hacer nuevos planes, escucharse, establecer prioridades de cada uno y de ambos. Esos minutos les harán recordar la emoción de las primeras citas y hacer de ella un estado permanente en la relación.

No dejen que termine el día sin dedicarse tiempo a solas, su relación lo va a agradecer. 

2.- Comunicación


Nada evitará malentendidos como este buen hábito: el de hablar claramente y de frente con nuestra pareja. Algunas personas optan por esconder cosas que van a molestar o a doler al otro, pero la realidad es que siempre es preferible la verdad. La comunicación nos permite expresarnos libremente, sin guardar sentimientos que pueden estar cimentados en ideas equivocadas, y evitará que los problemas que aparezcan se hagan más grandes. 

Lo ideal es no suponer y, ante cualquier duda, expresarla para aclararla en todos los sentidos. Eso sí, cuando necesites hablar con tu pareja hazlo en momentos en que puedas tener toda su atención sin interrupciones; plantea lo que hay en tu mente y también escucha sus posturas. 

3.- Respeto


Además de amarla debes respetarla en todos los sentidos. Es normal que no coincidan totalmente, pero no por eso habrá algún maltrato; la violencia en cualquiera de sus expresiones jamás es la solución.

Recuerda que esa persona es muy especial para ti, valora todo lo que es aunque difieras, pues los detalles en que no concuerdan harán más rica la relación, la convertirán en un aprendizaje continuo para los dos.

4.- Tolerancia


Habrá hábitos o conductas de tu pareja que no te agraden, y tuyos que no le gustarán a él o ella, pero eso no es motivo para terminar la relación. Hay cosas tolerables y puedes aprender a vivir con ellas.  

Todo cambia cuando esos detalles ponen en riesgo la integridad de uno de los dos o de ambos. Si se trata de hábitos que están destruyendo a la persona, como alcoholismo, drogradicción o violencia, es claro que necesita ayuda y debe resolverse la situación antes de que sigan lastimándose. 

5.- Amistad


Es importante que recuerden que la decisión de formar una relación implica compartir gran parte de la vida, por lo tanto no pueden basarse sólo en el amor y la atracción que sienten uno por el otro. Debe haber amistad entre ustedes, pero una que sobrepase a la que tienen con sus mejores amigos. 

Esto ayudará a que su relación sea más fuerte, pues podrán vivir experiencias de todo tipo, contarse todo, aconsejarse, apoyarse y más. 

6.- Lealtad


No nada más me refiero a que no sean infieles, sino a que realmente den a su pareja el lugar que le corresponde. Por encima de lo que sus amigos digan o su familia piense, la lealtad es a la pareja. 

Es común que algunos conocidos expresen molestia por cosas que a ustedes les agradan, pero ambos deben dar a respetar a su pareja. 

Recuerda: si la relación es sana, lo único importante es que ustedes sean felices y nadie más tiene por qué meter su cuchara. 

7.- Apoyo


Una forma de demostrar que el amor que sienten el uno por el otro es real, es con este valor. Deben apoyar las metas que tiene cada uno y las que han surgido como pareja, pues eso hará que ambos se sientan plenos y realizados, se verán a sí mismos como una motivación.

Además, me consta que ver a la pareja cumplir sus sueños y ser parte de ellos es una satisfacción inmensa. No debes limitar a tu pareja sino hacerle volar más alto. 

8.- Compromiso


Me refiero a mantenerse juntos en las buenas y en las malas. Ninguna relación es perfecta, pero eso no quiere decir que al primer problema van a separarse. Ambos tienen que poner de su parte para superar esa dificultad, pues cada problema resuelto es un eslabón más en su cadena de amor. 

Habrá días en que tu pareja no será tu persona favorita, no te va a gustar cómo te confronta, pero lo hace por tu bien, pues nada crece cuando se queda en su zona de confort. En ocasiones será a la inversa, y el beneficio será para ella.

9.- Independencia 


Ser pareja no quiere decir que todo el tiempo deban estar juntos o depender uno del otro. Una pareja no es la persona que viene a hacer todo lo que no quieres o a darte todo lo que no tienes; te complementa, pero no está para que abuses de él o ella. 

Ambos deben tener su propio espacio, disfrutar a sus amigos y seguir nutriendo esa hermosa forma de ser que los unió en primer lugar. 

10.- Responsabilidad y Perdón 


Ninguna relación funciona si los involucrados no saben aceptar sus errores, perdonar y pedir perdón. Eso demuestra madurez emocional y ganas de hacer bien las cosas en nombre del amor. 

Espero que con estos puntos hagas un acto de conciencia sobre tu relación, y veas todos los aspectos en los que tu pareja y tú pueden ser mejores. 

Recuerda que al aceptar esta relación tanto lo bueno como lo malo de ella es responsabilidad de ambos. No pierdas tiempo quejándote de los errores de tu compañero, o echándole la culpa de lo que está mal: el amor y todo lo que conlleva es decisión de dos.

Recomendados
Recomendados