14 cosas urgentes que debes enseñarle hoy a tus hijos. Regálales un futuro mejor


Todos los padres saben que deben comenzar a educar a sus hijos desde temprana edad; les enseñan a leer, a escribir, a comportarse, y con su ejemplo incluso a tener actitud positiva. Pero hay algo que no deben hacer a un lado: la conciencia ecológica. Aprovechamos que hoy se festeja el #DíaDeLaTierra para recordar a los padres la importancia del cuidado del medio ambiente.

Después de todo, este planeta estará bajo la responsabilidad de nuestros hijos, por eso debemos enseñarles a respetarlo y a cuidarlo, para dejarles un mundo mejor del que encontramos al inicio de nuestra vida. Cada día que pasa nos enteramos de las alarmantes cifras de contaminación, sobrepoblación y desabasto de agua; en otras palabras, los recursos se están agotando. ¿Qué clase de mundo dejaremos a nuestros hijos? 

Aún estamos a tiempo de tomar acciones y de enseñar a los más pequeños, con el ejemplo, la importancia de cuidar su entorno, y que sin importar en qué lugar estén, mostrar respeto, amor y preocupación por la naturaleza. Esto debes hacer ¡desde YA! para cuidar el medio ambiente. ¡Predica con el ejemplo!


1. Cuida árboles y plantas


Son seres vivos y merecen respeto, además de ser los pulmones del planeta. Sin plantas ni árboles no tendríamos oxígeno. Es importante respetar las áreas verdes, no contaminar los bosques y zonas protegidas en los días de campo y tener cuidado al encender fogatas al aire libre, ya que éstas y las colillas de cigarrillo son las principales causantes de incendios forestales. 

2. Evita desperdiciar agua


El agua es un recurso no renovable, por ello debemos ser conscientes de cuidarla y aprovecharla al máximo. Pequeñas acciones como cerrar bien las llaves, lavar el auto con un balde en vez de utilizar la manguera, cerrar la ducha al enjabonarse, arreglar cualquier fuga o gotera en la casa, etcétera. Estas pequeñas acciones ahorran litros de agua, y recordemos que únicamente 2.5% del agua del planeta es adecuada para consumo humano. 

3. Ahorra luz y electricidad


Los gases de efecto invernadero contaminan y deterioran la capa de ozono, que protege a la Tierra de los rayos ultravioleta. Producir energía eléctrica, así como la distribución hacia los hogares, genera estos gases tóxicos para el ambiente y para nuestra salud; por eso es necesario cuidar la luz y ahorrar energía eléctrica. Desconecta los aparatos electrónicos que no estén en uso, apaga luces que no uses y de ser posible, reemplaza el uso de energía eléctrica por páneles solares.  

4. Aplica la regla de las tres “R”


● Reduce el consumo de derivados del petróleo, aerosoles dañinos, productos empaquetados que generen basura o materiales destinados a un solo uso, como las bolsas de plástico.
●Recicla plásticos, vidrio, envases de aluminio y todos aquellos elementos que puedan ser moldeados y utilizados para fabricar nuevos elementos.
●Reutiliza y saca el máximo provecho a cada prenda, elemento, objeto o material y dales segundo o tercer uso. Como los cuadernos de la escuela, no tirar la ropa que ya se use sino donarla, etc.

5. No utilicen bolsas de plástico en el hogar


Las bolsas de plástico tienen una vida útil de 10 a 20 minutos y están hechas con derivados de petróleo. El proceso de fabricación es muy dañino para el ambiente, desde la extracción del petróleo hasta el momento de teñir las bolsas. Estos objetos tardan cientos de años en degradarse y la mayoría terminan en el océano, dañando la vida de los animales marinos. Utiliza bolsas de tela o de papel y harás una gran diferencia en el medio ambiente. 

6. No usen el coche para ir a lugares cercanos


Es preferible dejar descansar el coche un rato, para evitar la emisión de gases tóxicos y contaminantes del combustible. Puedes usar un medio alternativo de transporte, como la bicicleta o transporte público; otra opción es compartir el auto. 

7. Evita vasos o platos desechables


Estos objetos están elaborados con derivados del petróleo y tardan muchos años en degradarse. En caso de utilizarlos asegúrate de enjuagarlos bien y separarlos del resto de la basura, para facilitar su reciclaje.

8. Utiliza focos ahorradores


Consumen 80% menos energía que cualquier foco regular y proveen iluminación más limpia y clara. Esto significa menor gasto de energía, menos contaminación de gases de invernadero al producir electricidad y además te ahorrarán mucho dinero. ¡Así todos ganan!

9. Usa productos naturales para limpieza del hogar


La industria química produce cientos de elementos contaminantes “indispensables” para el aseo del hogar, pero todos terminan en las coladeras y eventualmente en océanos y lagos. Puedes fácilmente sustituir algunos, como el ácido sulfúrico, para destapar el desagüe con bicarbonato de sodio y vinagre. Limón y bicarbonato también son excelente opción para quitar el sarro de la bañera. Evita utilizar pesticidas hechos de petróleo y substitúyelos por productos orgánicos.

10. Compra jabones o productos biodegradables


A diferencia de los detergentes comunes, éstos se descomponen en el medio ambiente de manera rápida y segura, ya que no son tóxicos. De preferencia que no tenga en su composición esencia, colorante artificial o químico. 

11. Planta árboles en tu jardín


Para contrarrestar la deforestación puedes plantar árboles y arbustos pequeños en tu jardín, de esa manera ayudas a que haya más áreas verdes y pulmones para el planeta, se limpia el aire y se genera oxígeno. Además proveen sombra y hogar a algunas aves y animales que mantienen el equilibrio ambiental.  

12. Separa la basura


En elementos orgánicos e inorgánicos, así puedes aprovecharla para reciclaje o para hacer composta ideal para mejorar tu jardín. Separar la basura es ideal para evitar la contaminación del aire, del suelo y del agua. De preferencia también puedes tirar todos los plásticos, objetos de vidrio en otro contenedor, para que el reciclaje sea más sencillo. 

13. Aprovecha la energía solar


Para no desperdiciar la luz eléctrica trata de aprovechar al máximo los rayos del sol; puedes secar la ropa  al aire libre en vez de utilizar electrodomésticos. Abre las cortinas y ventanas para iluminar la casa en lugar de tener los focos prendidos durante el día. 

14. Educa a tus hijos sobre el cuidado del planeta


La mejor manera de enseñar a los hijos a cuidar el planeta es poniendo en práctica todo esto y dándoles el ejemplo, explicando con paciencia la situación actual, para que creen conciencia y también se sientan responsables. Si comienzas a inculcarles el amor a las plantas, el respeto a la naturaleza y el cuidado de los animales, harán de la Tierra un lugar lleno de armonía, es decir un verdadero hogar. 

¡Cuidar nuestro planeta debe ser tarea que realicemos todos los días! 
Recomendados
Recomendados